Un regalo muy especial de mi querido Paco Ortega.



Paco Ortega da vida a un poema mío. Él sólo. Desnudo. Tan frágil.

No
puede
ser
más
bello.

Comentarios

Entradas populares