Abre la mano

deja que vea ese patio cuajado de lilas.

Y juguemos,

traje las chapas

aunque temo que tu tristeza

engulló el garbanzo

¿sientes ya cómo crece la mata?

Mira, tus ríos están secos,

igual que mi sonrisa,

como una cuerda de tender la ropa

tensa y pulcramente horizontal

a la que sólo le queda un calcetín triste y perdido.

Los peces abren y cierran la boca

como un coro de jazz.

Se están muriendo, cantando.

Beberemos cerveza,

conseguiremos todo un equipo,

y seremos felices como en los cuentos.

Post data. Alguien mató a la perdiz. Así no se ganan los partidos.

Comentarios

Kosmonauta ha dicho que…
Wake-up, honey,
show us your really "you". Try it.

(maybe you can start changing the portrait, there is no justice in it).

-chinese theory-
Guillermo Merino ha dicho que…
¿Como un coro de jazz, o cantando el ''Only You''?
el hombre perplejo ha dicho que…
me gustó... ¿dónde se esconden los calcetines perdidos?
unnombrefalso ha dicho que…
Lo he leído unas 5 o 6 veces seguidas. Enhorabuena. He intentado escribir algún comentario más interesante pero no me salen las palabras. Estoy impresionado. Felicidades, gran poema.
Granito ha dicho que…
Que este triste el calcetín me lo creo, pero perdido no, perdido está el otro par, que andará en la lavadora, que es la que se los come... ;-)
Triste vale, colgado también, pero pérdido no, pérdido estará el garbanzo.